Hummus de remolacha y piñones

el

Hummus de remolacha

Qué típico es que cuando alguien nos pregunta sobre qué puede llevar a una cena (vegana), respondamos: “hummus”. Tan típico como el café para desayunar, los garbanzos del sábado y la paella del domingo. El hummus me ha sacado de más de un apuro, porque se prepara rápido y siempre triunfa.

En otra ocasión os traje el hummus de alubias blancas con tomates cherry, que estaba delicioso, y esta vez os traigo éste de remolacha, con un color muy chillón que seguro que gusta a todas las niñas de este milenio, que por alguna extraña y cruel conspiración creen que no existe otro color en el mundo. No es mi intención potenciar tal situación, pero después de superar mi odio ancestral hacia el rosa, parece que le he cogido el gustito y empiezo a entender eso de “ver la vida de color de rosa”. También puede que espante a más de uno, pensando que lleva algún colorante cancerígeno que provoca todo tipo de fatalidades a nuestra salud, pero no, no no no no, todo natural y sano.

Además, de sabor está exquisito, entre dos rebanadas tostadas de pan de semillas me supo a gloria. Creo que si lo lleváis a algún evento, no vais a pasar desapercibidos. También os recuerdo que, como está hecho de garbanzo, tiene proteína completa, y lo podéis usar para completar vuestra cantidad proteica diaria.

Dejándome de historias, ya que la receta es muy corta y sencilla, no os voy a aburrir con mis cosas, las guardo para cuando tenga algo más elaborado y un poco más de tiempo libre. Así que ahí va:

Tiempo de preparación: 10 minutos (como mucho)

Ingredientes:

  • 1 bote pequeño de garbanzos (220 g escurridos)
  • 1/2 remolacha cocida (yo la compro ya así, pero la podéis cocer en casa)
  • 1/2 diente de ajo
  • Zumo de medio limón
  • 2 cucharadas de piñones (u otro fruto seco)
  • 2 cucharillas de tahini
  • 1 cucharilla de comino molino
  • Una pizca de sal

Receta:

  1. Escurrir los garbanzos y limpiarlos con agua.
  2. Cortar la media remolacha en trozos.
  3. Añadir todos los ingredientes al vaso de la batidora y batir hasta que quede cremoso.
  4. Decorar con piñones.

Nota: Se pueden usar almendras, nueces u otros frutos secos para sustituir los piñones. También se puede adornar con semillas de sésamo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s